2021, año internacional de la economía creativa

A propósito del inicio de este año, quería recordarles que el 2021 ha sido declarado como el año internacional de la economía creativa para el desarrollo sostenible, mediante la Resolución No. 74/198 del 19 de diciembre de 2019, que adjunto, por la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), con el fin de promover la cultura y la creatividad como ejes transversales para el desarrollo social, económico y medioambiental de los países, toda vez que las industrias de este sector de la economía fomentan nuevas oportunidades de crecimiento e inclusión social para los artistas y creativos que ayudan a conservar y promover el patrimonio y la diversidad cultural de sus territorios.

Se recuerda que la ONU se creó como un órgano que reconoce los derechos humanos como esos estándares mínimos con los que cuentan las personas y que deben ser respetados para garantizar una vida digna para todos, y que a través de su Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNDU) se coordinan los esfuerzos nacionales e internacionales para cumplir con los Objetivos de Desarrollo (ODS) destinados principalmente buscar la igualdad social y económica de los pueblos, por lo que justamente en el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de 1966 reconoce el derecho a la cultura como un derecho fundamental.

Es un honor que una de las entidades que conforman las Naciones Unidas, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), reconoce a Colombia como uno de los cinco países más aplicados en materia de implementación de políticas públicas para la protección y promoción de la diversidad de las expresiones culturales. En los considerandos de la Resolución se observa que mencionan los esfuerzos por promover la economía creativa en diversas conferencias internacionales y regionales, como la Primera Conferencia Mundial sobre Economía Creativa, celebrada en Bali (Indonesia) del 6 al 8 de noviembre de 2018, y la Cumbre Mundial sobre la Economía Naranja, celebrada en Medellín (Colombia) los días 9 y 10 de septiembre de 2019. En dicho momento se esperaba con gran interés la celebración de la Segunda Conferencia Mundial sobre Economía Creativa en los Emiratos Árabes Unidos en 2020, aunque no tengo certeza si este evento se hizo o no o fue reemplazado por el Gran Foro Mundial de Artes, Cultura, Creatividad & Tecnología (GFACCT), que se celebró de manera virtual entre el 9 y 16 de noviembre de 2020 y que estuvo liderado por el Ministerio de Cultura de Colombia, la Alcaldía de Medellín y la Corporación Colombia Crea Talento (CoCrea).

Las consecuencias de esta declaratoria son alentar a celebrar este año a fin de crear conciencia, promover la cooperación y el establecimiento de redes, alentar el intercambio de mejores prácticas y experiencias, aumentar la capacidad de los recursos humanos, promover un entorno propicio a todos los niveles y hacer frente a los problemas de la economía creativa, que indudablemente se agudizaron a raíz de la pandemia del coronavirus, que ha ocasionado pérdida de empleos y disminución representativa de ingresos en la creación, producción y comercialización de bienes y servicios culturales y creativos.